La Torre de Roma está situada en las afueras de la localidad de Romilla –o pequeña Roma- un anejo de Chauchina. Tres plantas de forma cuadrangular la revisten de una solidez reforzada por la ausencia de aberturas. Solo tiene dos ventanucos que se encuentran a la mitad de sus muros, además de un aljibe subterráneo.